Diario Bernabéu

Encuentra toda la información nacional e internacional sobre españa. Selecciona los temas sobre los que quieres saber más

Reino Unido: tableta Merck COVID-19 aprobada

Se puede administrar un medicamento llamado molonoperavir a personas mayores de 18 años que hayan dado positivo por coronavirus y tengan al menos un factor de riesgo de enfermedad grave. Las personas con virus COVID-19 de leve a moderado deben tomarlo por vía oral dos veces al día durante cinco días, es decir, no necesitan ser hospitalizadas.

Hoy es un día histórico para nuestro país, ya que Gran Bretaña es el primer país del mundo en aprobar un medicamento antiviral contra COVID-19 que se puede tomar en casa. El secretario de Salud del Reino Unido, Sajid Javid, dijo que estamos trabajando con toda la fuerza en el gobierno y en colaboración con el NHS (Servicio de Salud Pública) para identificar planes para administrar molnopiravir a los pacientes lo antes posible.

Actualmente, el molnupiravir está en proceso de aprobación por parte de reguladores en los Estados Unidos, la Unión Europea y otros lugares. Según los médicos, una tableta que reduce los síntomas y acelera la recuperación puede ser especialmente importante para las personas que no responden bien a las vacunas. También puede ser un hito en la reducción de la carga de trabajo hospitalario, lo que ayudará a reducir la epidemia en países pobres con sistemas de salud deficientes. También mejorará el enfoque doble para hacer frente a la pandemia: el tratamiento y la prevención de la drogadicción, en particular mediante la vacunación.

READ  Letonia declara el estado de emergencia en la frontera con Bielorrusia

Sin embargo, las entregas iniciales serán limitadas. Merck ha anunciado que puede producir tabletas para 10 millones de ciclos de tratamiento antes de fin de año, pero muchos de esos envíos ya han sido comprados por países individuales. En octubre, el gobierno británico anunció que había llegado a un acuerdo por 480.000 tabletas. Se espera que los ciclos de tratamiento con molnopiravir comiencen a finales de este invierno.

Durante los ensayos clínicos en los que participaron 775 pacientes, se encontró que el 7,3 por ciento. De los pacientes que tomaron molonopiravir fueron hospitalizados y no hubo muertes, mientras que en el grupo de pacientes que recibieron el placebo la tasa fue del 14,1% y ocho personas murieron posteriormente por COVID-19. Los datos se publicaron en un comunicado de prensa y aún no se han verificado.