Diario Bernabéu

Encuentra toda la información nacional e internacional sobre españa. Selecciona los temas sobre los que quieres saber más

Polonia depende del gas

Aumentar el porcentaje de reducción objetivo al 55 por ciento. Es un objetivo ambicioso, pero ¿es realista? Tenemos muchas dudas aquí. Tienes que actuar con cuidado para que el plan no sea contraproducente. Para no conducir a una situación en la que nuestra economía no sea competitiva. Para no aumentar la pobreza energética, dijo el presidente del PGE, Wojciech Dąbrowski, durante la 13ª Conferencia Económica Europea en Katowice.

El problema es deshacerse de los subsidios al gas. El objetivo de la energía, especialmente la calefacción, es pasar del carbón al gas en la primera etapa. Mientras tanto, agregó, el fondo de modernización excluye el financiamiento de fuentes de gas. Argumentó que este es un problema grave, particularmente en el caso de Polonia, donde el gas sigue siendo dominante en la combinación energética (alrededor del 70% en 2020). Polonia también tiene una de las redes de calefacción más grandes de Europa, que ahora también se basa en carbón. – Vemos una amenaza real. Hizo hincapié en que toda la situación mostraba una mala comprensión de la situación en Polonia.

Dominic Wadecki, presidente de Energa, también pidió un enfoque pragmático del tema de la transformación. – La mayoría de las unidades de carbón se cerrarán entre 2025 y 2035. Solo quedarán unas pocas plantas de energía más nuevas. Los proyectos de gas deberían llegar a este lugar – dijo. No hay sustituto para los combustibles gaseosos cuando se trata de transformar el sector energético de Polonia. Añadió que este combustible debería funcionar.

Artur Michalovsky, director interino de Torun, enfatizó que al establecer metas, es necesario tener en cuenta la especificidad de ciertas áreas. – Dijo – Polonia no se puede comparar con España o Italia. Polonia necesita un período de transición más largo, por ejemplo, para mantenerse caliente. – Primero, queremos reemplazar las instalaciones de gas por instalaciones de gas. No queda mucho tiempo, cuéntalo.

READ  Resumen de los eventos de la próxima semana - Puls Biznesu

Destacó que necesitamos instalar fuentes de energía renovables que hagan que el sistema energético nacional sea independiente de las condiciones climáticas. Dąbrowski señaló los recientes períodos de viento en Europa, que han llevado a una mayor demanda de energía en Occidente. Como resultado, Polonia se convirtió en un exportador de energía por primera vez en años, a pesar de que produce principalmente carbón.

Artur Michalovsky enfatizó que la energía debería estar disponible y ser relativamente barata. Los objetivos muy ambiciosos y los compromisos posteriores impuestos a Polonia amenazan con enormes aumentos. Además, hay derechos de emisión de CO2 que se están volviendo más costosos a un ritmo increíblemente rápido, por los que ahora tiene que pagar más de 60 € por tonelada.

Según Michalovsky, el Tribunal de Justicia de las Comunidades Europeas no debería ser una tasa de cambio, sino una tasa ambiental, cuyo monto será controlado. Estos importantes incrementos suponen, como hemos señalado recientemente, que los importes que se pueden destinar a inversiones se destinan a dotaciones de compra. – En las pequeñas empresas, en ciudades de hasta 100.000 habitantes, estas tarifas han llevado a una situación en la que las entidades de calefacción no tienen los fondos para invertir en fuentes de energía modernas – dijo.

PGE también se quejó del alto nivel de tarifas. – La propia PGE paga el 10 por ciento. La cantidad de ingresos bajo ETS. Debemos luchar por la reforma del ETS para que la asignación de unidades gratuitas sea mayor – enfatizó Dibrovsky.

READ  Las acciones de Budimex cotizarán el 18 de mayo de 2021

BUSINESS INTERIA está en Facebook y estás al día de las últimas novedades

Todos destacaron que era necesario obtener un apoyo suficiente para las inversiones realizadas en Polonia. Los costos de la transformación son enormes. Zdzisław Krasnodębski, eurodiputado, vicepresidente de la Comisión de Industria, Investigación y Energía citó el informe de McKinsey, que indicaba que la transformación de Alemania por sí sola costaría 6 billones de euros. – Eso es 240 mil millones de euros al año. Por supuesto, estamos hablando de datos para la economía más grande y tecnológicamente avanzada. Sin embargo, en este contexto, el Fondo de Modernización al nivel de 14 mil millones de euros o el Fondo para el Clima, 13 mil millones de euros, son dos cantidades completamente diferentes – dijo.

Los caballeros de Bruselas deben darse cuenta de que partimos de un nivel diferente. Debería llegar una gran ayuda. Cada país debe evaluarse por separado. Realmente se ve diferente en las regiones – dijo Michałowski de Torun.

Paweł Szczeszek, presidente de Enea, también destacó el rápido ritmo de los cambios que se están produciendo en el mercado. – Enea anunció una nueva estrategia a finales de 2019, pero en 2020 todo quedó obsoleto. Estos cambios continuarán. El endurecimiento de la pista no se detiene ahí. Dijo que la industria de la energía nunca antes había estado bajo tanta presión y que la situación nunca había cambiado tan radicalmente a este ritmo.

Hay poco tiempo para adaptarse, mientras que hay que trabajar en nuevas tecnologías. Las empresas no se rinden. Enea está probando cinco tecnologías diferentes de almacenamiento de energía en cinco ubicaciones diferentes del país. El presidente de la compañía enfatiza que el enfoque para almacenar energía del sol es diferente de probar la energía del viento. La búsqueda de nuevas soluciones debe realizarse ahora, a pesar del enorme trabajo que se está realizando actualmente para adaptar el sistema a las nuevas condiciones. De lo contrario, las empresas se quedarán atrás. No es necesario esperar con las nuevas tecnologías.

READ  Duda y Emil Stobio. Una historia de amor: encuentros secretos, recién casados ​​y trabajo conjunto. [WIDEO] - Super Express

Michai Kurtika, ministro de Clima y Medio Ambiente, enfatizó que los cambios en el sector energético no deberían afectar a la parte más pobre de la sociedad. La transformación no debería agravar la condición de regiones o clases sociales individuales. Por lo tanto, los cambios deben introducirse con cuidado para no producirse a expensas de los más débiles.

Monica Borkoska